• 26 mayo, 2022 6:23 am

Radio Vida Familiar

Proclamando principios y valores para la familia

RadioVidaFamiliar

Usted fue concebido para liderar la transformación del mundo


El desaliento, la sensación de no saber qué hacer en determinadas situaciones o las preocupaciones que le roban la paz interior, no pueden mirar el liderazgo transformador que el amado Padre nos llamó a ejercer. ¡Dios está de nuestro lado para llevarnos a un nivel de victoria!

Nuestra sociedad reclama líderes comprometidos. Hombres y mujeres que ejerzan una influencia transformadora en el espacio donde se desenvuelven. Personas convencidas de los principios y valores que pueden impactar vidas y ser el catalizador para cambiar el mundo. Y, en ese orden ideas, se necesitan personas que, a partir de las enseñanzas del Señor Jesús, traigan esperanza a quienes creen encontrarse al borde del abismo.

Ese liderazgo es posible. Moisés es un claro ejemplo. Era un hebreo educado en la corte egipcia a quien Dios llamó para cumplir una misión específica. En él batallaban emociones encontradas, un vivo deseo de traer libertad a su pueblo y una confianza plena en el Señor, disposición que en varios episodios se vio confrontada.

Moisés es el reflejo de lo que podemos ser usted y yo decididos a generar transformación en nuestro entorno y ser agentes de cambio que ayuden en la extensión del Reino.

EL TIEMPO OPORTUNO PARA LIDERAR

Los líderes no nacen, se hacen, que es algo bien distinto. ¿Por qué motivo? Porque las personas pueden tener infinidad de potencialidades, pero si no las desarrollan, pasarán por la tierra sin pena ni gloria. Ni siquiera ellos, con sus enormes capacidades, podrán avanzar de manera significativa. Cuando vengan las dificultades, sucumbirán ante las circunstancias y se estancarán o volverán atrás.

En esa dirección, podemos movernos alrededor de dos presupuestos sobre los cuales un líder cumple un propósito:

  • En el tiempo oportuno de Dios
  • Bajo circunstancias específicas

Puede que todavía no sea su momento, pero podemos asegurarle que en usted hay un líder potencial que puede dinamizar cambios en su relación conyugal, con los hijos y con las personas con las que interactúa diariamente.

Con ayuda de Dios podemos ejercer un liderazgo transformador donde quiera que nos desenvolvamos.

LAS FRUSTRACIONES DE LIDERAR

Cuando asumimos el compromiso de ejercer el liderazgo transformador, no podemos esperar que todos alrededor acepten nuestro trabajo. Por el contrario, lo más probable es que enfrentará frustraciones.

Permítanos mirar el panorama en el cual debió desenvolverse Moisés:

“Y murió José, y todos sus hermanos, y toda aquella generación. Pero los israelitas tuvieron muchos hijos y aumentaron mucho, y se multiplicaron y llegaron a ser poderosos en gran manera, y el país se llenó de ellos. Se levantó sobre Egipto un nuevo rey que no había conocido a José, y dijo a su pueblo: «Miren, el pueblo de los hijos de Israel es más numeroso y más fuerte que nosotros. Procedamos, pues, astutamente con él, no sea que se multiplique y en caso de guerra, se una también con los que nos odian y pelee contra nosotros y se vaya del país»” (Éxodo 1: 6-10 | NBLA)

El horizonte que se vivía en el momento lucía ensombrecido:

  • Murió José, quien era de origen hebreo, y el nuevo gobierno desconocía a este pueblo.
  • Se estaba produciendo un crecimiento exponencial de los hebreos, que eran extranjeros en Egipto.
  • Se había desatado una persecución sistemática para detener la multiplicación de los hebreos, por temor a una sublevación.

Quien asumiera la tarea de guiar a los israelitas hacia la libertad, debía hacerlo en medio de la adversidad. Ese fue el gran desafío al que hizo frente Moisés.

¿EN DÓNDE ENCONTRAMOS LA FORTALEZA?

Cuando estamos desarrollando el liderazgo, vendrán momentos difíciles. Tanto, que alguna vez querremos tirar la toalla como hacen los boxeadores cuando se dan por rendidos ante el adversario.

Al comenzar a cruzar esos desiertos, debemos afirmarnos en Dios quien nos concede la fortaleza necesaria para seguir avanzando. Dios mismo lo ha prometido en Su Palabra:

“Esforzaos y cobrad ánimo; no temáis, ni tengáis miedo de ellos, porque Jehová tu Dios es el que va contigo; no te dejará, ni te desamparará…  Y Jehová va delante de ti; él estará contigo, no te dejará, ni te desamparará; no temas ni te intimides.” (Deuteronomio 31: 6, 8 | RV 60)

Hay otros pasajes que nos alientan cuando sentimos que estamos en el límite de nuestras fuerzas. Puede encontrarlos yendo a su ejemplar de la Biblia: Salmos 27:1; 31: 24; 46: 1.

El desaliento, la sensación de no saber qué hacer en determinadas situaciones o las preocupaciones que le roban la paz interior, no pueden mirar el liderazgo transformador que el amado Padre nos llamó a ejercer. Si tenemos la convicción de que el Señor está con nosotros, volveremos la mirada a Él cuando vengan períodos de desánimo y encontrar las fuerzas para seguir adelante.

Todas las limitaciones de hoy no pueden sustentar que algo que hemos sido llamados a cumplir, es imposible. Si la misión viene de Dios, los obstáculos caerán por tierra. Esas creencias equivocadas de frustración y minusvalía, debemos dejarlas atrás. Romper los paradigmas y renovar la forma de pensar, teniendo como punto de partida el que fuimos creados para ser vencedores.

El apóstol Pablo nos anima a cambiar la perspectiva y someterla a la visión de Dios:

“Así que, hermanos, os ruego por las misericordias de Dios, que presentéis vuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, agradable a Dios, que es vuestro culto racional. No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.” (Romanos 12: 1, 2 | RV 60)

Tal vez usted ha deseado por años ser un buen líder. Puede lograrlo. El las manos de Dios, todo es posible. Él nos conoce desde el vientre de nuestra madre (Salmo 139), y tiene el poder para desarrollar nuestras potencialidades. Decídase hoy a ser promotor del cambio en su entorno personal y familiar.


© Fernando Alexis Jiménez – Ministerios Vida Familiar – #RadioVidaFamiliar


También le invitamos a leer en la Radio Revista Vida Familiar:

Fernando Alexis Jiménez

Fernando Alexis Jiménez es autor y conferencista cristiano. Coaching certificado por la organización John Maxwell Team. Junto con su esposa Lucero dirigen los "Ministerios Vida Familiar" enfocados en la proclamación de principios y valores para todos los componentes del hogar. Dirigen los Seminarios "Edificando Familias Sólidas", que se imparten de manera presencial y virtual